Atractivos turísticos

Mi Travesía…

26 julio, 2010
Gina Alfeirán en Travesia Sagrada Maya en Xcaret

Hace unos meses escribí en mi blog la emoción de ir por primera vez a vivir la experiencia completa de la Travesía Sagrada Maya y prometi platicarles de mi propia “Travesía Sagrada”  pero nunca imagine que estas palabras significaran algo tan fuerte para mi y aquí les va la historia.

Explicarles que la energia, la emoción y la adrenalina que vivimos los que presenciamos el inicio y la salida de los canoeros desde Xcaret es algo indescriptible, en esta ocasión me acompaño mi amiga de la secundaria Monica Riquelme, creo que no pudo haber mejor persona para compartir este momento hubo ocasiones en que no decíamos nada y solo cruzábamos miradas y los ojos se nos llenaban de lagrimas hasta que ella se atrevió y dijo “Yo quiero cruzar remando el próximo año”  y le comente yo igual.  Y es que si nosotras nos sentíamos así, se imaginan a los hombres y mujeres que estaban haciendo el esfuerzo por cruzar remando? ese momento cuando salen caminando y toda la gente gritábamos y aplaudíamos de emoción como diciendo “Ustedes pueden Animo”.

Una vez que zarparon mis queridos amigos de R.P. de “Experiencias Xcaret” me aceptaron de colada entre el grupo de prensa para irme con ellos a Cozumel la llegadas de las canoas fue . . . otra experiencia, estábamos prácticamente a unos 50 metros de donde llegaban las canoas y se encontraba una persona de seguridad con una cuerda, para que los familiares y la prensa no entrara hasta que le dieran la orden, pero el camino estaba entre tierra y rocas, es decir no tan fácil para caminar y junto a mi…una maravillosa una niña de 9 años que conforme se acomodaban las canoas en el muelle ella brincaba y no decía nada solo brincaba como si se estuviera haciendo del baño y me llamo la atención y dije que le pasa? no evite reír de verla, pero en el momento que bajaron la cuerda, corrió sin importarle las piedras y a pesar que todas las mujeres estaban vestidas igual ella ya sabia quien era su mamá y la abrazo de una manera que solo ellas se entendían, yo afortunadamente llevaba lentes obscuros y así evitar vieran todas las veces que derrame una lagrima, al caminar entre los canoeros y sus familias escuchando historias como  “Paco ahora si se embarazara tu mujer con esta promesa” en la noche la ceremonia con toda la participación de la comunidad de Cozumel fue muy padre, las niñas bailando se veían hermosas a pesar que estábamos todos cansados, ahí escuchamos el oráculo de la Diosa Ixchel en Maya.

Estuvimos muy temprano despidiendo a las canoas en su ultimo tramo de la travesía hacia Playa del Carmen ahí ya cruce sola y el simple hecho de saber que ya terminaba todo mantenía una sensación de tristeza, la llegada de las canoas fue muy emocionante, la felicidad en la cara de los que remaron fue una sensación hermosa, algunos llorando y compartiendo con sus compañeros un compromiso que seguramente recordaran toda su vida, ahí nuevamente hubo una presentación y el Arq. Miguel Quintana tomo el micrófono para dar las gracias a la comunidad participante y nos compartió el oráculo de la Diosa Ixchel su preocupación por la tierra y el medio ambiente ademas de otras cosas que dijo pero a mi solo se me quedo algo que me llamo mucho la atención y fue “Ustedes pueden lograr todo la fuerza siempre la traen dentro” en ese momento dije que significará para cada persona? por que a cada persona es un mundo.

Unas semanas más tarde la vida me hizo nuevamente pruebas muy fuertes y tenia que actuar rápido para salir de los problemas y también para aprovechar las oportunidades que se me estaban dando, fue así como tome la segunda decisión más difícil de mi vida que fue dejar a mis hijas viviendo unos meses en casa de su padre, no se de donde salieron las fuerzas para tomar la decisión, pero puedo decirles que sentí que me arranque una parte de mi, estoy trabajando para un sueño, para una vida mejor y este es un sacrificio temporal debo aceptar y así lo estoy haciendo, las fuerzas no se de donde salen por que muchas veces soy muy cobarde, pero si puedo decirles que las palabras del Arq. Quintana no dejan de retumbar en mi mente cada vez que me quiere entrar la depresión, solo me resta decirles que esta es “Mi Travesía” que estoy segura terminara feliz como la de los canoeros de Xcaret.

Tenía tanto miedo de escribir esto que por eso estaba dejando pasar el tiempo, sin embargo una persona hace unos días, me insinuó que lo que tengo es por que he tenido una vida fácil y no dejo de quejarse de todo lo que le paso en su juventud y lo que esta viviendo ahorita y me enojo mucho así que solo me resta decirles que, siempre hay que perder un poquito para recibir mejores cosas, los obstáculos son solo pruebas para demostrar que muy dentro de nosotros hay algo que nos da impulso a seguir adelante, lo mas fácil es no hacer nada, lamentarse  y esperar que te rescaten son solo pretextos de debilidad, solo nosotros podemos ayudarnos a ser mejores, a seguir adelante, a triunfar, a ser feliz, tenemos que emocionarnos y luchar por lo nuevo que nos llegara y no estar viviendo en las cosas malas del pasado.

Gracias Xcaret por una experiencia mas a mi vida.

Canoeros en la Travesia Sagrada de Xcaret
Gina Alfeirán en Travesia Sagrada Maya

 

Travesia Sagrada Maya Xcaret

 

Travesia Sagrada Maya en Xcaret

 

 

Arq. Miguel Quintana informando el Oráculo de la Diosa Ixchel

 

 

0

Gina Alfeirán

Dejar un comentario

PR, Blogger, Storytelling, Travel & Life Style | Vivo en Cancun hace más de 35 años. Mi especialidad son las Relaciones Públicas en Turismo y Estilo de Vida. Hemos trabajado principalmente en la Península de Yucatán.

Diseñado con “con por OctopusDiseño de Paginas Web para Empresas